La cebolla roja encurtida es un cromático acompañamiento para degustar en tus aperitivos, pinchos o platos. Aporta un sabor ácido y dulzón que combina perfectamente con cualquier receta, bueno, en los postres es algo más complicado, pero seguro que le encontramos un hueco.

Índice

  1. La cebolla roja o morada
  2. Receta de la cebolla roja encurtida
    1. Ingredientes
    2. Utensilios
    3. Elaboración
Ceviche de corvina del Restaurante El Inca.
Ceviche de corvina del restaurante El Inca, con cebolla roja encurtida.

La cebolla roja o morada

Esta hortaliza tiene su origen en Asia central, desde allí se extendió al resto del mundo hace aproximadamente 5.000 años. Tiene un bulbo grande y en forma circular y es algo más pequeña que la Allium original. Actualmente la podemos encontrar durante todo el año. Aunque su cultivo en nuestro país se da en primavera y verano, lo cierto es que no se conservan igual, el calor les va muy bien, por contra, su acidez se intensifica a lo largo del invierno y se estropean antes.

Por regla general, es algo más picante y dulce que la cebolla blanca o común.

Su color puede variar de morado rojizo a violáceo, pero coinciden en que estas tonalidades tan llamativas se encuentran en la superficie de cada capa u hoja de la cebolla, siendo la carne siempre de color blanco, lo que nos permite apreciar bellas tonalidades al corte, en cada uno de los anillos. La pigmentación purpúrea se debe a las antocianinas (pigmentos) y otros flavonoides (nutrientes) que son solubles en agua. Podemos encontrar hasta 25 sustancias diferentes que la hacen sonrojar. También le afecta la temperatura y el grado de acidez, que es lo que vamos a aprovechar en esta receta al añadir vinagre.

Ensaladilla rusa con cebolla encurtida
Ensaladilla rusa con cebolla encurtida

Receta de la cebolla roja encurtida

Con apenas cinco ingredientes podemos conseguir la magia en unos pocos minutos.

Ingredientes

  • 80 g de cebolla roja o morada.
  • 250 ml de vinagre de vino o sidra.
  • 250 ml de agua hirviendo.
  • 15 g de azúcar blanca.
  • Hierbas aromáticas (optativo) como albahaca, romero, tomillo…*

Utensilios

  • Tarro esterilizado de 750 ml con cierre hermético (Fido o similar)

Elaboración

  1. Pelamos la cebolla morada y la cortamos en forma de pluma: primero seccionamos por la mitad, sin retirar los extremos. Esto nos permite cortarla sin que se deshaga ni se separen sus capas. Después realizamos cortes finos y paralelos de un par de milímetros. Así obtendremos unas rodajas delgadas, que quedan unidas por el nudo en forma de plumas.
  2. *Si decides sumar las hierbas aromáticas, debemos infusionarlas con el agua.
  3. En un recipiente hermético de vidrio, tipo fido, colocamos el azúcar, la hortaliza, el vinagre y el agua hervida.
  4. Revolvemos con cuidado para que todo se mezcle y el azúcar se diluya. Si fuera necesario añadimos un poco de vinagre hasta cubrir toda la cebolla.
  5. Cerrar bien y dejar al menos 5 días en la nevera, aunque en un par de horas podrás disfrutarlas. Sin embargo, si esperas unos días, obtendrás un encurtido con más sabor, textura y color.

Recuerda que el vinagre es un buen conservante, por lo que podrás mantener la cebolla roja encurtida un par de meses sin problema, siempre que la guardes en un lugar frío y oscuro, vamos que su sitio es el frigorífico.

Esta misma técnica la puedes emplear para pepinillos, cebolletas, zanahorias… y obtendrás un aperitivo excepcional.

Resumen
recipe image
Nombre de la Receta
Cebolla roja encurtida
Nombre del autor
Publicacdo
Tiempo de preparación
Tiempo de cocción
Tiempo total

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Responsable: Jorge Hernández Alonso | Finalidad: Moderar los comentarios | Legitimación: Permisos para moderar | Archivo: Los datos se guardan cifrado con SSL | Derechos: Acceder, rectificar y eliminar tus datos, así como otros derechos cuando quieras.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.