Patatas al estilo Cajún, horneadas a una temperatura de 150º durante más de una hora con una mezcla de especias, dan a este plato un peculiar y exquisito sabor. Te recomiendo siempre el uso de un buen Bourbon, miel o melaza y orégano.

La preparación de la salsa casera cajún
Mezcla 1 cucharada de ajo machacado en mortero, junto a un cuarto de cebolla, 1 cucharadita de pimienta negra y otra de pimienta blanca, 2 cucharaditas de tomillo, 1/2 cucharadita de orégano seco y una pizca de Cayena, miel y bourbon.

Pon el horno a calentar a unos 150 grados. Recubre con aceite la bandeja del horno, más o menos un centímetro y déjala en el horno unos 5 minutos para que se caliente.

Coloca las patatas (la receta original te insta a realizar cortes en gajos) añádeles la mezcla de especias cajún hasta que las veas rebozadas por completo.

Vierte las patatas en el aceite caliente y remuévelas. Las horneas unos 60 minutos hasta que estén bien doradas. Acuérdate de escurrirlas bien para evitar el exceso de grasa.